Heineken invertirá 7,350 mdp en planta en Meoqui

La empresa Heineken construirá su planta en Chihuahua, con inversión en México de 7,500 millones de pesos, con la cual suman siete plantas de la empresa en México y 27 plantas cerveceras en el país, sin embargo el comunicado de la holandesa precisó que se trata de una cifra de 7,350 millones de pesos.

Inicialmente, la nueva instalación tendrá una capacidad de producción de cinco millones de hectolitros anuales, expandibles a diez millones de hectolitros. El proyecto dará empleo a 2,000 trabajadores durante la etapa de construcción, y generará 500 empleos permanentes durante su operación, programada para iniciar durante el cuarto trimestre de 2017.

De acuerdo con cifras del Secretario de Economía, Ildefonso Guajardo, la nueva planta de la cervecera generará 1,500 empleos directos e indirectos además, “no sólo impacta en la industria cervecera sino que fortalecerá a toda la cadena de valor”, destacó el funcionario.

El CEO Heineken en México, Marc Busain, recordó que “se decidió invertir en México porque es un país que cumple lo que promete”, por lo que celebraban el 125 aniversario invirtiendo en México.

Busain destaca las facilidades que ofrece el gobierno de Chihuahua para la realización de inversiones en la entidad, por lo que anunció la inversión en México de 7,500 millones de pesos.

“La nueva planta de Meoqui será referente mundial en tecnología y sustentabilidad, con la capacidad para producir la calidad de cerveza que los consumidores mexicanos demandan y merecen; asimismo, atenderemos la creciente demanda de nuestros productos en el mercado de Estados Unidos (…) Muy pocos pueden ofrecer lo que ofrece México, hoy Heineken se suma a México”, agregó Busain.

Desde hace 24 años, son seis las plantas de Heineken México que han operado en el país y a las que ahora se sumará la de Meoqui: Monterrey, Tecate, Navojoa, Guadalajara, Toluca y Orizaba.

En los últimos 10 años, Heineken construyó ocho cerveceras en diferentes partes del mundo, la más reciente fue en 2014 en Kilinto, Etiopía.

Por su parte el Presidente México, Enrique Peña Nieto, reconoció que el país es un destino confiable y con importantes fortalezas que le permiten atraer inversión, generar empleo y mejorar las condiciones de vida de su población.

El mandatario sostuvo que esta decisión es un testimonio de la confianza que se ha depositado en México.

 

Fuente de información: El Economista